La Radio es un emprendimiento, un negocio y un medio de comunicación.

Compartir

Para aquéllos que cuestionan y hablan sin saber…

Mi Radio nació hace muchos años. En 1.993 cuando vine a Santa Elena como docente, no sabía que iba a encontrar algo más que una distracción para los ratos libres al tener a mi familia y amigos a 150 kilómetros de distancia.

Fue en FM Láser, 92.5 Mhz donde encontré las puertas abiertas para mis primeras incursiones en radio y junto a Fabio Cabaña hicimos “Láser Soft” con mis casets grabados en Paraná y un poco de audacia, coraje o como quiera llamarse. Ahí empezó todo.

Después también con mi directora de la Montessori participé en el cable local y me di cuenta que me gustaban los medios y tenía cierta habilidad para entrevistar y explorar radio y TV.

Pasé por FM 98.3, fui amigo de Andrés Bordón y juntos implementamos internet por primera vez en una radio local. Allí hice varios programas con viejos amigos como Daniel y Fabián Fernández, el tano Hugo Moreyra, y muchos otros. Pasé también por la radio de la parroquia, FM Latidos, FM Brisas, hasta que una vez jubilado en la docencia decidí invertir en poner mi propia radio.

Unilateralmente, sin consultarlo demasiado, decidí usar mi sueldo y comprar mi primer transmisor de 15 watts. Con una computadora “todo terreno”, después de salir con una página de noticias y una radio online por internet, salí al aire un 07 de marzo de 2.018

Nada fue “gratis” ni de arriba.

Acá se cobra publicidad y se entrega FACTURA.

Saqué un par de créditos para comprar lo necesario y no puedo aún decir que tengo una Radio de verdad porque me falta muchísimo por conseguir y concretar en éste sueño.

No estoy registrado en ENACOM aún. No tengo un Estudio de Radio como debería porque hay otras prioridades familiares…

Pero, honestamente, nadie, pero nadie me ha regalado NADA.

Lo que tengo es de mi familia exclusivamente, y es gracias al sacrificio y el esfuerzo de los cuatro que vivimos en mi casa.

He recibido ayuda de mi vecino Luis Salinas, sin ningún interés. De auspiciantes que están y otros que se han ido por la situación económica que atravesamos. Perdí un par de antenas por mi imprudencia y las inclemencias climáticas…

En fin, no ha sido fácil ni color de rosa.

Pero hacer Radio es lo más hermoso que me ha pasado. Mi propia gente no lo entiende y sigo adelante a pesar que atravesé problemas de salud muy graves.

Así que, a aquéllos que hablan gratuitamente les digo: no se preocupen por mí, no cobro demás ni tanto como se imaginan o como lo que cobraron ustedes en la anterior gestión. Sino fuera por una cuestión ética, les mostraría las facturas.

Mi medio radial no hace periodismo de investigación, simplemente intentamos acompañar a nuestra audiencia con programación musical y compartimos las noticias que nos proveen nuestros auspiciantes en nuestra página web. No contamos con un programa periodístico ni hacemos entrevistas regularmente. Felicito a quienes sí se dedican y si investigan, fundamenten lo que publican. Hacer Radio no es nada fácil y la imparcialidad o neutralidad es muy difícil. Cada uno tiene su corazoncito…

Yo particularmente, ya no tengo ningún interés de hacer política. Obvio que acepto las publicidades de los políticos porque tengo deudas como todo el mundo, y porque me interesa mejorar mi medio. Lamentablemente algunos son más favorecidos que otros y con un sólo programa por día ganan fortunas!

Quédense tranquilos, no le robo al pueblo porque cobro por mi trabajo y la verdad, comparado con otros, cobro muy barato.

Así que, al dueño de ésa página de Facebook, que sé quién es y no me importa en lo más mínimo sus intereses con ensuciar a los demás, le deseo que viva una larga vida… Yo no vivo de los políticos como vos y gracias a Dios, tengo una jubilación porque estudié y trabajé y no necesité NUNCA arrastrarme y lamer botas como vos.

Atentamente,

Marcelo Capdevila.

Nota: Disculpen mis lectores pero hay cosas que me sacan.